11 de enero de 2017

El regreso a Gmail

Hace mucho mucho tiempo, ya nadie se acuerda…, surgió Gmail en ese entonces Google había anunciado su lanzamiento mediante una serie de invitaciones a usuarios los llamados “beta-testers”, estas invitaciones a su vez si mal no me falla la memoria tenía 50 invitaciones más, o sea cada cuenta tenía la posibilidad de que cada dueño de cuenta pudiera invitar a otros amigos más y en medio de este enredado y misterioso lanzamiento pude crearme una cuenta en Gmail, para ese entonces en Cuba el acceso a internet era cosa de ciencia ficción eran pocos los lugares que tenían acceso y pocos los que tenían correo electrónico.

El acceso a Gmail era lento y tedioso, poco a poco el gobierno se dio cuenta de que muchas personas se habían creado cuentas en Gmail y que ellos no podían manejar la información que se transfería a través de ese servicio de correo, así que con ese pretexto se inició una cacería de brujas en muchos centros de trabajo con conectividad.

Pronto Gmail se convirtió en una vulgar amenaza y al que detectaran accediendo a Gmail era sancionado en dichos centros de trabajo, y no fueron pocos. Esto trajo como consecuencia una larga batalla (ganada) que llevamos a cabo todos los afectados que queríamos el libre acceso a Gmail, los universitarios, estudiantes, trabajadores, todos poco a poco hicimos presión, hasta que mucho tiempo después finalmente se fue permitiendo el acceso a Gmail y a cualquier otro servicio de correo gratuito pues la guerra era contra todos, y la guerra tenía otras víctimas colaterales como las redes sociales y otros.

Hice esta larga introducción pues hay cosas que no se deben olvidar, pues bien finalmente ahora muchos han podido entrar a Gmail y a otros servicios más, hay que pagar sí, a altos precios pero ya podemos, ahora ETECSA vuelve a rebajar los precios de internet para los cubanos, siguen siendo carísimos y de pésimo servicio, eso lo sabemos todos, pero ya es algo, la pila del agua la van abriendo poco a poco y tendrá que llegar el día en que inevitablemente ellos abran la pila completa y el agua brote y haga renacer de nuevo la vida.

Ahora estoy más cerca de poder costearme el servicio de internet aunque sea unas 2 o 4 horas al mes, pues la hora vale $1,50cuc equivalente a unos $37,50 pesos cubanos, cuando el salario aquí sigue siendo muy bajo y los precios de los alimentos y otras necesidades son carísimos, costearse internet sigue siendo un lujo, así que en medio de las persistentes dificultades creo que ha llegado el momento en que muchos podrán acceder más a Gmail y a otros servicios demandados de la internet.